Avanza la ley Lucio en Diputados: las claves del proyecto para resguardar a los menores violentados

Torturas, abusos y violencia de una madre a su hijo. Durante la reunión que se llevó a cabo esta mañana, la Comisión de Familias, Niñez y Juventudes de la Cámara de Diputados dio un paso clave para sanción de la Ley Lucio, el menor asesinado brutalmente por su madre y su novia. Los diputados participantes dictaminaron el proyecto y ahora sólo resta el visto bueno de la Comisión de Presupuesto previo al tratamiento en el recinto de la Cámara Baja.

Con la participación de los abuelos paternos de Lucio Dupuy, todos los bloques aprobaron el proyecto de dictamen. “Estamos acá por Lucio, necesitamos que esta ley se apruebe por todos los chicos que están sufriendo abusos. Es un paso más y vamos a seguir empujando para que se apruebe en la sesión y que salga la ley este año”, afirmó Ramón Dupuy, abuelo de la víctima.

Las claves del proyecto de ley

  • Capacitación obligatoria en materia de derechos de la infancia y violencias contra niñas, niños y adolescentes para todas las personas que se desempeñen en la función pública en todos sus niveles y jerarquías en los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial.
  • Elaboración de un protocolo de actuación para las fuerzas de seguridad, organismos administrativos de niñez y jueces con competencia en familia.
  • Unificación de los criterios de actuación a nivel nacional y la coordinación de los entes provinciales y estatales de actuación, así como la igualdad del acceso del niño, niña y adolescente al acceso a la justicia

El juicio por el crimen de Lucio: las pruebas de los golpes, las violaciones y el corte de genitales

El autor del proyecto de Ley, el diputado nacional, Martin Maquieyra, expresó su satisfacción por este paso fundamental hacia la sanción de la Ley: “Estamos muy contentos por haber avanzado con este dictamen unificado de todos los diputados de los distintos bloques”. Además, aseguró que fue se requirió de un duro trabajo para llegar a un acuerdo entre los bloques. “Este hecho que es importantísimo para que se trate la Ley Lucio, pero este es el principio”, señaló Maquieyra.

Además, el diputado manifestó su agradecimiento a la familia de Lucio: “Agradezco a Ramón, el abuelo de Lucio, y a toda la familia Dupuy por el apoyo y el acompañamiento en todo momento, para que la ley de Lucio Dupuy avance en el Congreso”. A modo de conclusión, destacó que “Lucio merece que lo hagamos en su memoria y todos los niños de nuestro país necesitan esta protección”.

El proyecto fue presentado en diciembre del 2021, cuando había pasado menos de un mes del caso de Lucio. El niño de cinco años que vivió un calvario durante su convivencia con su madre y la pareja, quienes le realizaban múltiples torturas de todo tipo, hasta que llegaron a asesinarlo a golpes. Está previsto que en noviembre comience el juicio que tendrá como principal acusada a Magdalena Espósito Valenti, la mamá del chico pampeano.

Caso Lucio Dupuy

El nene de cinco años fue fruto de la relación entre Magdalena Espósito y Christian Dupuy quienes se encontraban viviendo en ese entonces en Lujan, Buenos Aires. A los dos años de Lucio, la madre decidió volverse a vivir a Santa Rosa. Poco tiempo después de eso, se fue de mochilera por la Argentina, motivo por el cual dejó a Lucio al cuidado de un tío paterno. Si bien los tíos del menor, quienes lo habían anotado en el jardín y lo estaban criando, le pidieron a la jueza de Familia Ana Clara Pérez Ballester (Juzgado de la Familia 1 de General Pico), la guarda de Lucio, ella nunca se las otorgó.

A comienzos de la pandemia en el 2020, Espósito le pide al tío de Lucio llevarse al niño a Pico, donde vivía en ese momento, pero él lo rechaza. Por este motivo, la mujer le hace una denuncia por una supuesta violencia psicológica para con el niño, y por "tener la cola colorada por los golpes" y así logra quedárselo. A mitad de ese año, los tíos renuncian a la tutela de Lucio para dársela a la madre, ya que en ese momento creyeron que era lo conveniente, ya que era clave que un nene tan chico viva junto a su madre. Pero lo que parecía un acto de ayuda se convirtió en un calvario.

Asesinato de Lucio Dupuy: por qué sus dibujos fueron clave y qué expresan los chicos

Christian, padre de Lucio, denunció que desde ese entonces no había podido volver a ver a su hijo. El 26 de noviembre del 2021 Magdalena Espósito y su pareja Abigail Páez asesinaron a lucio tras golpearlo provocándole múltiples lesiones en abdomen; tórax; espalda; piernas; brazos, rostro y cráneo; hematomas en espalda con marca de impresión de calzado, edema cerebral con enclavamiento asociados a dichos golpes violentos y rotura hepática y hemoperitoneo, lesiones estas últimas que le ocasionaron la muerte, luego de un proceso de agonía.

Ese día as mujeres se dirigieron con Lucio en brazos a una posta sanitaria, y a la ver que estaba cerrada cruzaron hasta una comisaria. En el lugar, tras ver el estado del niño, les dijeron que no se podían hacer cargo. Fue ahí cuando una pareja se solidarizo y los alcanzó en auto hasta un hospital cercano, en donde constataron que Lucio ya estaba muerto.

Luego de que las asesinas le declararan a un cura lo sucedido, la justicia comenzó a investigar la causa, y descubrieron lo mas macabro. Lucio estaba siendo víctima de aberrantes "castigos", reiterados abusos sexuales con acceso carnal por parte de ambas. Los fiscales de la causa registraron los celulares de ambas, en los cuales hay mensajes sumamente agresivos en los cuales relatan la violencia que le hacían padecer al menor. “En esos mensajes se puede leer como Lucio era una molestia para Abigail y Magdalena y todo el tiempo pensaban como quitarlo de sus vidas para que no arruinara su relación de pareja, y según ellas sus peleas y discusiones las motivaba Lucio".

El emotivo video del padre de Lucio Dupuy a casi seis meses del asesinato

Los jueces de la causa también constataron que los castigos que recibía Lucio era privarlo de comer, pasar mucho frio, penitencias interminables contra una pared, golpes de puño en la panza que le provocaban vómitos continuos, golpes en la cara que le provocaron lesiones visibles, amenazas respecto de que no podía contar a nadie lo que vivía sino sería peor, no mandarlo al jardín por dos motivos: primero para que no vieran las maestras sus lesiones y segundo como forma de endilgarle castigo ya que disfrutaba de ir al jardín”.

Magdalena Espósito, la madre de Lucio, está acusada por “homicidio triplemente calificado por el vínculo y con ensañamiento y alevosía" y "abuso sexual gravemente ultrajante por su duración y formas concretas de realización y con acceso carnal vía anal", triplemente agravado por ser la guardadora. Por su parte, la pareja Abgail Páez está imputada por “homicidio doblemente agravado” (por saña y alevosía) y "abuso sexual agravado".

Es por esto que se necesita de manera urgente que salga la Ley Lucio, por él y por todos los menores que están sufriendo cualquier tipo de abuso y violencia dentro de sus casas. Además de la inmediata corrección del sistema judicial y de la policía, quienes no supieron actuar de manera correcta a tiempo.

Fuente: BigBangNews